Pedro Ruminot tuvo su revancha en Viña 2020

El comediante fue el encargado de hacer reír a la Quinta Vergara en la última noche del Festival.

Pedro Ruminot se ganó al Monstruo desde que pisó el escenario. Con una base de reggaetón el público se manifestó con cánticos y lo recibieron con un gran aplauso.

Durante la rutina, Ruminot se refirió a su relación con Alison Mandel, sobre el hijo que tendrán y de su vínculo familiar, en especial con su tía, la cual fue víctima de gran parte de su relato y viral en redes sociales.

Una de las sorpresas que tenía preparada fue la presentación de Marcelo Barticciotto, para cantar juntos “Ya nada es importante”, como hace un par de décadas, el exfutbolista lo hizo con Keko Yunge.

Después de ese inolvidable momento, el público ovacionó al comediante de pie entregándole la Gaviota de Plata y Oro.

Para cerrar su presentación, durante el bis, el humorista también invitó al escenario a El Símbolo, que cantó “1, 2, 3”, “Levantando las manos” y “No te preocupes”, lo que provocó una gran fiesta en la Quinta Vergara.

Comentarios

comentarios